nosotros eramos los “nuevos comediantes”
actores que iban de barrio en barrio, de plaza en plaza
pero siempre adelante.
era cierto, que la vida de un hombre era mas que una estrella
que duraba apenas un minuto en esta infinita trayectoria, que es un dia del mundo.
convengamos que tambien fue, una pequeña historia.
una pequeña historia irrealizada que termino antes de empezada…
una pequeña historia para ser contada…
la comedia italiana era otra cosa, tal vez fuese por aquella epoca de rosas.
hoy la flor se deshoja contra el viento y la espina se inca en nuestras manos,
a veces callosas y las arrancamos, a veces de nube y naufragamos.
la mandolina rota d arlequino es hoy tranvia furioso,
y la sonrisa azul de cantarina la espranza rosada de una nueva heroina,
madre, mujer, hermana….
que con un signo de interrogacion tachan el dia de mañana en nuestyro calendario.
mas nosotros sabiamos, ya que por actores, humildemente sabios eramos.
que simpre llegaba la luz del sol a la cuna de la simple semilla.
un pequeño hombre no era mas que una semilla y su historia, una historia sencilla.
lagrimas de muy alla traemos y tambien una risa.
y si alguno de ustedes, padres nuestros,
tiene una risa para ser reida o una lagrima que deba ser llorada,
que se acerque al final de la jornada…
actores, llorones,reidores….
ex cazadores de algo…
sus historias seran contadas… alla…
en lejanas plazas…
para el sol o la luna… para muchos o ninguno…
pero lo importante, es recordarla…
y su pequeña historia irrealizada sera,
otra historia para ser contada.
si tras la sorpresa quedaron ustedes
pensando, riendo o llorando.
alguna vez lo pretendiamos….

 

Leave a reply

 

Your email address will not be published.